DRESDE. 1945. FUEGO Y OSCURIDAD

DRESDE. 1945. FUEGO Y OSCURIDAD. 1945. FUEGO Y OSCURIDAD

Editorial:
TAURUS EDICIONES
Año de edición:
Materia
2ª Guerra Mundial
ISBN:
978-84-306-2313-6
Páginas:
416
Encuadernación:
Tapa dura con sobrecubierta
Colección:
PENSAMIENTO
22,90 €
IVA incluido
En stock
Añadir a la cesta

La historia de uno de los bombardeos más famosos de la historia, contada a partir de las voces de quienes los sufrieron, en su 75 aniversario.

En los últimos días de la Segunda Guerra Mundial, los aliados destruyeron la llamada «Florencia del Elba»: en una sola noche sobrevolaron Dresde 796 bombarderos, murieron veinticinco mil personas, muchas más quedarían profundamente traumatizadas y una magnífica ciudad quedó en ruinas. Sinclair McKay ofrece el relato minuto a minuto de aquella noche fatídica desde la perspectiva de sus habitantes. Nos muestra desde qué se proyectaba en las salas de cine hasta la porcelana que había en las repisas, y nos cuenta las muchas historias personales, nunca antes contadas, de habitantes, refugiados, trabajadores, niños, pilotos y prisioneros. McKay da vida a la ciudad antes y después de la tragedia, al tiempo que explora el rico contexto cultural. Impecablemente investigado y profundamente conmovedor, Dresde se basa en nuevas fuentes y transmite la textura de la vida en una población diezmada. El bombardeo suele invocarse como paradigma de las crueldades ilimitadas de la guerra, y la distancia que otorga el paso del tiempo permite hoy abordar este tema con una mirada mucho más clara y desprejuiciada, poniendo el foco en las vidas que perdió o trató de reconstruir la gente de a pie. Nunca antes se había retratado el alcance de este ataque aéreo sobre la población civil de un modo tan emotivo, polifónico y profundamente humano como en esta obra maestra de la historia narrativa.

La crítica ha dicho...
«La línea de sombra está en el punto de vista: el de quienes vivieron la catástrofe en tierra y los que lo hicieron en el aire, ese abismo que separa a quienes tomaron decisiones de los que no tuvieron elección.»
Karina Sainz Borgo, Vozpópuli

">